31 versos sobre uno de los temas más importantes de la Biblia

¿Puedes adivinar cuál es este tema tan fundamental? Una pista: Solo los que son así reciben gracia…

La humildad es uno de los temas principales de la Biblia. Esta selección de versos en Biblia sobre la humildad nos ayudan y nos muestran por qué Dios valora tanto esta virtud.

¿Por qué es tan importante la humildad?

Porque sin humildad, sin que elijamos por nuestra propia cuenta somenternos voluntariamente a la voluntad de Dios, Él no puede hacer la obra que quiere hacer en nosotros. Hay mucho versos sobre la humildad en la Biblia porque es un factor crucial para que seamos conformados a la imagen del Hijo. (Romanos 8:29). Esta es, por supuesto, la meta de un verdadero discípulo, y para que eso suceda, dependemos totalmente de la ayuda y la gracia de Dios. ¿Y cómo obtenemos esta ayuda y gracia?

“Pero él da mayor gracia. Por esto dice: Dios resiste a los soberbios, y da gracia a los humildes.” Santiago 4:6.

“Encaminará a los humildes por el juicio, y enseñará a los mansos su carrera.” Salmos 25:9.

“Entonces me dijo: Daniel, no temas; porque desde el primer día que dispusiste tu corazón a entender y a humillarte en la presencia de tu Dios, fueron oídas tus palabras; y a causa de tus palabras yo he venido.” Daniel 10:12.

“Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad…” 2 Corintios 12:9.

El ejemplo de humildad de Jesús

El mayor ejemplo que tenemos de lo que significa humillarse vino de nuestro Precursor y Salvador, el propio Jesús. Aquí hay algunos versos de la Biblia que muestran la gran humildad de Jesús, y nos muestran cómo podemos seguirlo.

“Haya, pues, en vosotros este sentir que hubo también en Cristo Jesús, el cual, siendo en forma de Dios, no estimó el ser igual a Dios como cosa a que aferrarse, sino que se despojó a sí mismo, tomando forma de siervo, hecho semejante a los hombres; y estando en la condición de hombre, se humilló a sí mismo, haciéndose obediente hasta la muerte, y muerte de cruz.” Filipenses 2:5-8.

“No puedo yo hacer nada por mí mismo; según oigo, así juzgo; y mi juicio es justo, porque no busco mi voluntad, sino la voluntad del que me envió, la del Padre.”  Juan 5:30.

“Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar. Llevad mi yugo sobre vosotros, y aprended de mí, que soy manso y humilde de corazón; y hallaréis descanso para vuestras almas; porque mi yugo es fácil, y ligera mi carga.” Mateo 11:28-30.

“No se haga mi voluntad, sino la tuya.” Lucas 22:42.

“… el que quiera hacerse grande entre vosotros será vuestro servidor, y el que de vosotros quiera ser el primero, será siervo de todos. Porque el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos.” Marcos 10:43-45.

Los peligros de la soberbia

versos importantes
versos sobre uno de los temas más importantes

Lo opuesto a la humildad es la soberbia, esto es, considerarme más alto o más importante que la voluntad y el propósito de Dios. Puede ser muy sutil – una falta de fe, por ejemplo, donde confío en mis propios sentimientos y razonamiento más que en la Palabra y promesa de Dios y en Su fuerza. La soberbia es lo contrario a la mente de Cristo, que es la humildad, y Dios resiste a los soberbios. La soberbia es la raíz de muchos problemas y miserias:

“Porque donde hay celos y contención, allí hay perturbación y toda obra perversa.” Santiago 3:16.

“Porque tú salvas al pueblo afligido, mas tus ojos están sobre los altivos para abatirlos.”  2 Samuel 22:28.

“Cuando viene la soberbia, viene también la deshonra; mas con los humildes está la sabiduría.” Proverbios 11:2.

“Porque todo lo que hay en el mundo, los deseos de la carne, los deseos de los ojos, y la vanagloria de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo. Y el mundo pasa, y sus deseos; pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre.” 1 Juan 2:16-17.

“No multipliquéis palabras de grandeza y altanería; cesen las palabras arrogantes de vuestra boca; porque el Dios de todo saber es Jehová, y a él toca el pesar las acciones.” 1 Samuel 2:3.

Humildad hacia otras personas

Los siguientes versos de la Biblia muestran que la humildad en mi relación con otras personas se refleja en mis pensamientos, palabras, acciones y actitud:

“Nada hagáis por contienda o por vanagloria; antes bien con humildad, estimando cada uno a los demás como superiores a él mismo; no mirando cada uno por lo suyo propio, sino cada cual también por lo de los otros.” Filipenses 2:3-4.

“Digo, pues, por la gracia que me es dada, a cada cual que está entre vosotros, que no tenga más alto concepto de sí que el que debe tener, sino que piense de sí con cordura, conforme a la medida de fe que Dios repartió a cada uno.”Romanos 12:3.

“Unánimes entre vosotros; no altivos, sino asociándoos con los humildes. No seáis sabios en vuestra propia opinión.” Romanos 12:16.

“Igualmente, jóvenes, estad sujetos a los ancianos; y todos, sumisos unos a otros, revestíos de humildad; porque: Dios resiste a los soberbios, y da gracia a los humildes.”1 Pedro 5:5.

“Entonces él se sentó y llamó a los doce, y les dijo: Si alguno quiere ser el primero, será el postrero de todos, y el servidor de todos.” Marcos 9:35.

“Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos.” Juan 15:13.

La humildad tiene una gran recompensa en el reino de los cielos

Ser humilde significa que estoy en la voluntad de Dios en todo momento, y estos versos de la Biblia muestran que la humildad lleva a una gran bendición:

“Bienaventurados los pobres en espíritu, porque de ellos es el reino de los cielos.” Mateo 5:3.

“Porque Jehová tiene contentamiento en su pueblo; hermoseará a los humildes con la salvación.”  Salmos 149:4.

“Riquezas, honra y vida son la remuneración de la humildad y del temor de Jehová.” Proverbios 22:4.

“Porque cualquiera que se enaltece, será humillado; y el que se humilla, será enaltecido.”Lucas 14:11.

“Humillaos, pues, bajo la poderosa mano de Dios, para que él os exalte cuando fuere tiempo.” 1 Pedro 5:6.

“Entonces los humildes crecerán en alegría en Jehová, y aun los más pobres de los hombres se gozarán en el Santo de Israel.” Isaías 29:19.

“Así que, cualquiera que se humille como este niño, ése es el mayor en el reino de los cielos.” Mateo 18:4.

Otros versos de la Biblia que muestran cómo Dios mira la humildad

“Oh hombre, él te ha declarado lo que es bueno, y qué pide Jehová de ti: solamente hacer justicia, y amar misericordia, y humillarte ante tu Dios.” Miqueas 6:8.

“Mi mano hizo todas estas cosas, y así todas estas cosas fueron, dice Jehová; pero miraré a aquel que es pobre y humilde de espíritu, y que tiembla a mi palabra.” Isaías 66:2.

“La soberbia del hombre le abate; pero al humilde de espíritu sustenta la honra..” Proverbios 29:23.

“Humillaos delante del Señor, y él os exaltará.” Santiago 4:10.

Por supuesto, estos solo una muestra, hay muchos más versos en Biblia sobre la humildad. Si meditamos en estas escrituras sobre la humildad, y somos obedientes a ellas, entonces encontraremos el camino de la vida.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 0 Promedio: 0)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *